El BROU anunció este jueves un paquete de medidas con el objetivo de aliviar la coyuntura financiera de los productores agropecuarios afectados por la sequía. En rueda de prensa, el presidente del banco estatal, Salvador Ferrer, declaró que la institución sigue con “mucha atención” todo el desarrollo de la emergencia agropecuaria. En ese sentido, el BROU anunció que otorgará una prórroga automática por 180 días para los pequeños deudores de menos de US$ 200 mil.

“El banco se hace cargo de los intereses”, precisó. Según Ferrer, el objetivo es que los productores “se olviden del banco” por 6 meses para que se puedan concentrar en sobrellevar la falta de agua en sus campos. Para los deudores de más de US$ 200 mil, el BROU analizará caso a caso la posibilidad de otorgar esa prórroga y no se hará cargo de los intereses.

Según el titular del Directorio del BROU, la cartera de créditos con el sector agropecuario ronda los US$ 1.000 millones y que la extensión del plazo para amortizar deudas beneficiará en forma automática a unos 5 mil productores de los 6 mil que tienen el banco. Ferrer indicó que como ocurrió con la pandemia, el objetivo es otorgar “oxígeno inmediato” para que los productores puedan seguir trabajando. Ferrer indicó que el BROU le solicitó al Banco Central para que esa flexibilización que instrumentará no afecte en forma negativa la “recalificación de los productores” ante la Central de Riesgos crediticia.

Otra de las medidas que anunció el BROU este jueves fue la de subir en un 10% las líneas de crédito vigente para sus clientes con un tope de US$ 100 mil. Además, se eliminará el tope de US$ 20 mil que existía para realizar obras de riego con plazo de repago de hasta 10 años.

Tardáguila Agromercados - Diseño InfinitWorks