“La oferta se cortó, los teléfonos no suenan”, aseguró Facundo Schauricht, integrante del departamento de hacienda del escritorio Zambrano y Cía. Las lluvias de mediados de la semana no fueron generalizadas, pero abarcaron buena parte del país con registros interesantes, a la vez que hay pronósticos de precipitaciones para la semana que viene.

Schauricht dijo que el mercado del gordo está firme, con la mayoría de los negocios que se concretan entre US$ 4,00 y US$ 4,15 el kilo carcasa por los novillos y entre US$ 3,70 y US$ 3,85 por vacas. Los precios de punta son por los lotes de animales especiales y pesados, que son los menos abundantes en las actuales condiciones de sequía. Como siempre, se hacen algunos negocios puntuales por encima de los rangos mencionados, pero no se puede considerar que sean referencias del mercado.

Las entradas están dispares. Schauricht dijo que hay plantas que están compradas a cinco días y otras hasta fin de mes, dos semanas para adelante. Los que están más cortos son los que demandan animales de mejor calidad.

La contracción de la oferta será acompañada por una reducción de la demanda. Hay plantas que ya anunciaron que estarán sin actividad por 2-3 semanas (San Jacinto y Las Piedras) y otras están evaluando quitar días de faena para compensar una oferta que se prevé muy baja al menos hasta fines de mayo o junio, cuando comiencen a salir los animales que se están encerrando actualmente en los corrales y las vacas que se destinan a las invernadas.

Tardáguila Agromercados - Diseño InfinitWorks