La cotización del real subió fuerte en los últimos días, haciendo caso omiso a las revueltas realizadas por partidarios del expresidente Jair Bolsonaro en el Congreso. Wells Fargo considera “improbable” que esos acontecimientos impacten sobre el tipo de cambio en Brasil, por lo que mantiene sus proyecciones anteriores sin cambios.

"A pesar del riesgo político más elevado, mantenemos nuestra opinión de que la tasa de cambio USD/BRL puede rondar los 5,30 a finales del primer trimestre de 2023 y que el real puede fortalecerse hacia los 5,00 a finales de este año”, opinó. Consideró que “los acontecimientos del pasado fin de semana no alteran el curso de la política monetaria del Banco Central de Brasil (BCB) y seguimos creyendo que los responsables políticos del BCB iniciarán un ciclo de relajación en el tercer trimestre de este año”.

Wells Fargo dijo que "a corto plazo, nos centraremos en la reacción del gobierno de Lula a los disturbios", pero agregó que "a mediano y largo plazo, la política fiscal de Lula será probablemente el motor de la divisa. En caso de que las futuras políticas fiscales se traduzcan en una mayor erosión de la responsabilidad fiscal, nos volveríamos totalmente negativos sobre la divisa para todo 2023, y nuestro objetivo de 5,00 se ajustaría para reflejar una perspectiva de debilidad del real brasileño hasta finales de este año."

 

Volvo

Tardáguila Agromercados - Diseño InfinitWorks