El Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) viene desarrollando con fuerza una política de seguros agropecuarios, que buscan ser un instrumento para gestionar el riesgo, la volatilidad del sector y atender al rubro ovino.

Actualmente, según informó el subsecretario del MGAP, Juan Ignacio Buffa, la cartera trabaja en tres grandes aspectos vinculados a los seguros. El primero, que es el tradicional, denominado “seguro de la granja”, consiste en destinar parte del fondo de la granja a los productores para subsidiar la prima de seguro. Este mecanismo, de acuerdo a Buffa, es fundamental para resolver la pérdida de cultivos cuando se dan inclemencias climáticas.

 El segundo seguro, que está vinculado a la política activa que se ha tomado desde esta actual administración, consiste en un seguro para majadas ovinas relacionada al tema depredadores.

“Este seguro está disponible a través del Banco de Seguros del Estado (BSE) y el MGAP subsidia parte de la prima. Es un seguro anual que, además del ataque de depredadores, contempla otros elementos y consideramos que es una política que complementa la estrategia que se lleva adelante asociada a la identificación y castración de perros, por la que este instrumento permite preservar el capital de los productores ante los casos en que perros dañen las majadas”, contó Buffa.

Agregó que hay varios casos de productores que han visto atacada su majada de ovinos y quedan muy afectados, por lo que este mecanismo de seguro les permite preservar ese capital y que el productor pueda seguir en el rubro.

En tanto, explicó que la tercera línea de seguro que se impulsa desde el MGAP tiene que ver con los seguros agrícolas.

“Hay un plan piloto que ya se está implementando y en donde el objetivo es relevar información. La falta de información en el negocio de seguros se sustituye por costo, por prima; por lo tanto, el ministerio se abocó, en coordinación con todo el arco asegurador y el sector productivo, en un proyecto que tiene como objetivo levantar información de chacra para poder generar mejores instrumentos de seguros de rendimiento”, sostuvo Buffa.

En ese sentido, informó que se está relevando la información de la zafra pasada y en estos días se están efectuando los primeros pagos a los productores, por lo que el MGAP subsidia con US$ 10 por hectárea a los productores que hayan tomado seguros de rendimiento. “Esta es una política que estamos impulsando muy fuertemente”, aseguró el subsecretario del MGAP.

Y agregó: “La agricultura es una actividad que, como toda actividad agropecuaria, a cielo abierto, es de alto riesgo, por lo que tener un instrumento que al menos mitigue esa volatilidad, es muy importante y se logra preservar al entramado agrícola, algo que este ministerio está priorizando”, indicó Buffa.

Tardáguila Agromercados - Diseño InfinitWorks